La halterofilia es el deporte con mayor número de controles y positivos por dopaje

El esquí náutico y el boxeo son algunas de las actividades con más deportistas analizados entre los años 2014 y 2015

Lara Blanco|Ruth Congregado|Raquel de la Rosa

El dopaje es un tema más que común en el mundo del deporte lo que supone una mancha en el juego limpio. La utilización de sustancias ilegales para ser el mejor en los deportes olímpicos y otro tipo de disciplinas han confirmado que la halterofilia es el ejercicio con más controles y número de positivos durante 2014.

Fuente: Ministerio de Educación, Cultura y Deporte

La halterofilia es la actividad deportiva con mayor número de controles anti-dopaje en 2015, con un 56,2% de los deportistas federados controlados, según el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Con respecto al año 2014, los deportistas de halterofilia sometidos a las pruebas, ha aumentado un 16,7%. Tras él, se encuentran otros deportes como el esquí náutico y el boxeo, con un 27,3 y un 19% de deportistas analizados en 2015. Ambos deportes han visto aumentar el número de controles antidoping desde 2014.

Por otro lado, los deportes de moto náutica y el pentatlón moderno, han pasado de un 27,5% y un 26,7% de federados controlados en 2014, a un 19% y 12,5% respectivamente, en 2015. El piragüismo mantiene unos niveles similares entre los dos años, con un 14,6% en 2014 y un 15,1% en 2015.

El boxeo se encuentra entre los cinco deportes con mayores controles entre sus federados con un 27,7% en el año 2015, mientras que el 2014 se sometían un 20% de ellos. El kickboxing y el atletismo mantienen unos valores similares entre sus federados, con un 8,8% y un 8,1%, respectivamente. Estos valores han sido aumentados desde 2014, especialmente en el kickboxing, con un 5,1% más.

 

Fuente: MECD. Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte

El Comité de Autorizaciones de Uso Terapéutico, presidido por expertos, concede a todo deportista que cumpla una serie de requisitos, un permiso para emplear medicamentos o métodos prohibidos.

En ningún momento el medicamento debe suponer una mejora significativa de su rendimiento. El deportista debe demostrar que la retirada del medicamento provocaría un empeoramiento de su salud. Para realizar este procedimiento, el profesional deberá enviar su solicitud 30 días antes de necesitar dicha autorización. También deberá confirmar que no existe otro tratamiento alternativo al uso de una sustancia prohibida.

Los deportistas no podrán utilizar estas sustancias o medicamentos prohibidos sin la consiguiente autorización. En muchos casos se encuentran alternativas a la ingesta de medicamentos considerados prohibidos. En el caso de pacientes que necesitan tratamientos de asma, se recomienda corticoides inhalados que no necesitan autorización.

Según datos del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, en el año 2014 un total de 474 hombres contaron con esta autorización para participar en competiciones deportivas. En el caso de las mujeres, a pesar de ser una cifra menor, contabiliza una suma de 169 deportistas bajo estas condiciones.

 

Fuente: Agencia Mundial Antidopaje

Siempre se ha hablado del dopaje en el atletismo o el ciclismo ya que se han considerado como los deportes con más casos de doping en cuanto al número de deportistas. Sin embargo, la halterofilia, el golf y la equitación, tres disciplinas olímpicas, están por encima de los mismos si se considera la proporción de controles realizados y los casos que presentan irregularidades.

La Agencia Mundial Antidopaje (AMA) ha considerado como controles con irregularidades aquellos con una lectura atípica, es decir, que se aparta de todas aquellas que son comunes en su realización.

El atletismo y el ciclismo son los primeros en cuanto a número total, pero no en proporción puesto que, el primer deporte, de 25.830 controles realizados, 261 tuvieron resultados adversos lo que le otorga un 1% del total. Por otra parte, el ciclismo tuvo 221 positivos en 22.471 controles lo que le posiciona en el último lugar con un 0,98%.

La halterofilia es el deporte federado con el porcentaje más alto ya que cuenta con un 1,9%; de 8.806 análisis fueron 169 los controles adversos. A continuación, con una diferencia minúscula pisándole los talones, se encuentra la equitación con un 1,8%; de 619 exámenes 11 de ellos tuvieron un resultado diferente al resto. Asimismo, por detrás de ambos deportes, se encuentra el golf en el 1,6% ya que, de 507 chequeos se obtuvieron 7 resoluciones atípicas.

El número de positivos ha disminuido un 10%, a pesar de que los controles entre todos los deportes hayan aumentado, según recoge la Agencia Mundial Antidopaje. Aunque estos resultados sean favorables, la AMA considera que un 10% de los deportistas puede estar consumiendo sustancias ilegales.

Anuncios