VRAC 28-14 Getxo: El Quesos vence, pero no convence

  • Los chicos de Diego Merino sacaron adelante un partido complicado, en el que no dominaron.
  • Getxo tiró de casta para mantenerse vivo hasta los últimos minutos.
  • Los locales lograron el bonus ofensivo in extremis, con un ensayo de “Apu”.

Victoria para el VRAC Quesos Entrepinares, que volvió a sacar los cinco puntos y es aún más líder. Ya van 20 de 20 para los pucelanos. Sin embargo, no todo son buenas noticias para los queseros. El juego que desplegaron no dejó contento a casi nadie. Preocupante sensación de exceso de confianza. Así nos lo confirmaba Pedro de la Lastra de camino a los vestuarios: “Íbamos confiados, y se ha notado al final.” Todo lo contrario que los chicos de Getxo, que jugaron un buen partido, de tú a tú con los vigentes campeones.

La tarde se presentaba gris en Pepe Rojo como si se tratara de un augurio sobre lo que veríamos después sobre el césped. Griffiths se caía del quince inicial por una lesión durante el calentamiento. Primera mala noticia para el VRAC. No obstante, el Quesos salió al campo con determinación. Toda acción para los delanteros era ganada por los chicos de rosa (camiseta en apoyo a las mujeres con cáncer de mama). No tardó Troy Mangan en ensayar, eso sí, con suspense, ya que la grada vallisoletana tardó mucho en apreciarlo y celebrarlo.

Todo parecía sobre ruedas para los de casa. Las melés y las touch eran un auténtico suplicio para los vascos. Pero los amarillos se sobrepusieron. Una gran jugada colectiva por su costado izquierdo terminó en ensayo de Wedemann. Error defensivo del Quesos, demasiado blando en la jugada. Linklater, mejor jugador de los visitantes, transformó. Menos suerte tuvo minutos después, cuando falló una patada (a priori sencilla) que hubiera dado ampliado la ventaja de los guechotarras.

Las fuerzas se equilibraron. Solo los saques laterales, con un Mateo Agudo impecable, eran ganados una y otra vez por el VRAC. Pero entre el aire y los errores a la mano, no salían los de Merino. En uno de esos fallos, Guillermo Mateu dejó solo a un rival. El esfuerzo de Stefan Moir por evitar el ensayo a cinco metros de la zona de marca, acabó con él en la banda diez minutos. Pero la inferioridad numérica no se apreció. Quesos Entrepinares mejoró, y el partido se apagó un tanto. En los últimos instantes del primer tiempo, tras una gran melé local, Moir transformó un golpe de castigo, y puso el 8-7.

La segunda parte se inició con la entrada de Alberto Blanco por un maltrecho Mañanas. El pillier se hizo daño antes del descanso. Espoleados por Merino, los queseros salieron con ganas. Ocho minutos tardaron en volver a anotar un ensayo. Fue Pablo César Gutiérrez, uno de los mejores durante todo el encuentro. Además, Moir consiguió los dos puntos extra en la patada más difícil que tuvo en la tarde.

Getxo decayó un poco moral y físicamente. El viento en su contra también tuvo que ver en este paso atrás. Pablo Gil entró para dar más fluidez al juego del VRAC, que seguía impreciso. Así comenzó un carrusel de cambios en ambos conjuntos. Entre medias, Mateu ensayó para los locales. El ala compensó así su mala primera parte. El trabajo de Gavidi (recién incorporado) y Troy tuvo mucho que ver en ese try.

Pero poco tardó en volver el murmullo a la grada. Linklater, estrella de Getxo, anotó y transformó para acercar a los suyos. El cuerpo técnico del Quesos pedía ir a por la victoria y el bonus ofensivo. En el minuto 73, Moir metió entre los palos un golpe de castigo para ponerse nueve por delante. Con el 23-14, un mejor estado físico y viento a favor; los locales presionaron para sacar el punto extra. Y en menos de tres minutos, un ensayo de Rodrigo López “Apu”, puso el 28-14 definitivo en la mejor combinación de lado a lado del partido.

Así se llegó al final. Deportivos saludos y rápida retirada por la lluvia. Ya con los medios, Merino reconocía que se habían cometido errores, pero que el objetivo estaba cumplido. Los vascos se fueron con las manos vacías, pero la cabeza bien alta. Buen partido de los vizcaínos, con casta y sin perder la cara en casa del dominador del rugby español.

Ficha técnica:

Estadio: Campos de Pepe Rojo, Valladolid. Entrada floja, fruto de celebrarse en sábado y el tiempo lluvioso.

Alineaciones:

VRAC Quesos Entrepinares: Pablo César Gutiérrez, Steve Barnes, Carlos Mañanas (Alberto Blanco), Daniel Sthor (Manu Mora), Ignacio Molina (Ignacio Castellote), Mateo Agudo, Stefano Tucconi (Kalo Gavidi), Troy Mangan, Manuel Sevillano (Pablo Gil), Álvaro Ferrández (Pedro de la Lastra), Rodrigo López, Nuno Penha e Costa, Federico Castiglioni, Guillermo Mateu y Stefan Moir.

Getxo Rugby: Aitor Arri, Iker Lavín, Troncoso, Todeschini, Lugarezaresti, Indar Zabala, Beñat Lavín, Íñigo Álvarez, Cristian Rodríguez, Nicolás Costa, Alejandro Hervás, Anthony Matoto, Ander Malkorra, Wedemann y Linklater. También jugaron: Markel Domínguez, Peio Landáburu, Jon Ander Calvo, Ibon Coria y Javier Zubeldia.

Variaciones del marcador: 5-0, min. 6: Ensayo de Troy Mangan; 5-7, min. 14: Ensayo de Wedemann con posterior transformación de Linklater; 8-7, min. 41: Transformación de castigo de Stefan Moir; 15-7, min. 49: Ensayo de Pablo César Gutiérrez y transformación de castigo de Stefan Moir; 20-7, min. 64: Ensayo de Guillermo Mateu; 20-14, min. 70: Ensayo y transformación de Linklater; 23-14, min. 74: Golpe de castigo transformado por Stefan Moir; 28-14, min. 76: Ensayo de Rodrigo López que sella el bonus ofensivo.

Árbitro del encuentro: Ignacio Muñoz

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 4 de la División de Honor de rugby. El VRAC vistió de rosa en apoyo a las víctimas de cáncer de mama. Minuto de silencio solicitado por los árbitros de manera personal.

Anuncios